El poder de la escritura.

 

Muchas personas escriben diarios, blogs o relatan sucesos y experiencias a través de la escritura, beneficiándose así del efecto terapéutico que tiene escribir y expresar dudas, sentimientos o miedos.
 

Escribir favorece la organización del pensamiento, expresar de forma explícita lo que subyace en el inconsciente, exige detenerse sobre la experiencia, reevaluar sus circunstancias y traspasar las emociones a un formato distinto.

 

Podemos aliviar síntomas que aparecen cuando dejamos de expresar emociones. El acto de escribir reduce la ansiedad, disminuye la tensión arterial, fortalece el sistema inmunológico y además permite recapacitar y darse cuenta de que existen otros puntos de vista y alternativas.

Escribir comentario

Comentarios: 0